Copa Davis: Shapovalov-Pospisil firman el triunfo de Canadá

Los alemanes Tim Puetz y Kevin Krawietz, invictos en la Davis y que sumaban ocho victorias seguidas como pareja, perdieron su condición inmaculada en el momento más inoportuno, en el punto decisivo de la eliminatoria de cuartos de final ante Canadá, equipo que se clasificó para semifinales con la victoria de Vasek Pospisil y Denis Shapovalov por 2-6, 6-3 y 6-3.
El resultado supuso el 2-1 para el equipo de la hoja de arce, que nunca ha ganado la Davis y que el sábado se enfrentará a Italia por un puesto en la final.
Shapovalov fue protagonista de la eliminatoria en lo bueno y en lo malo, primero al perder su partido individual ante Jan-Lennard Struff, un jugador peligroso en pista rápida, pero actualmente perdido en el puesto 152 de la clasificación (el canadiense está en el 18), y luego al ofrecer su mejor cara en los momentos decisivos del choque de dobles.
En el partido decisivo, los canadienses cedieron dos veces el saque en el primer set, en el turno de Pospisil, aunque fueron los movimientos precipitados de Shapovalov en la red los que decantaron el resultado.
La pareja norteamericana fue la primera que logró el ‘break’ en el segundo set, 3-1, sobre el servicio de Krawietz, cuando estaba a punto de cumplirse la hora de juego. Los alemanes tuvieron una única ocasión de recuperarlo, que no ratificaron.

¿Cómo se festeja el pase a las semifinales? 🇨🇦👉 Canadá lo sabe 😉#CopaDavis #byRakuten #Final8 I @TennisCanada pic.twitter.com/XyBwRAY0rG— Copa Davis (@CopaDavis) November 25, 2022
La victoria canadiense tomó forma definitiva con una nueva cesión del saque de Krawietz (2-1). Pero la dupla canadiense no se quedó ahí: con 5-3, un resto excepcional de Shapovalov propició un 0-40 que resultó irrecuperable para los hasta ese momento invictos alemanes.
Antes, para abrir la eliminatoria, Struff dio a Alemania el primer punto al vencer a Shapovalov por 6-3, 4-6 y 7-6 (2). En una pista hecha a su medida por su superficie ultrarrápida, el germano aguantó los vaivenes de juego y de ánimo de su rival, que rompió una raqueta enojado por sus propios errores y soliviantó a la grada.
En el desempate del tercero la iniciativa fue siempre de Struff, que firmó cuatro puntos seguidos y cerró el partido.
Saltó luego a la cancha Felix Auger-Aliassime, el jugador con mejor ranking, 6º, de cuantos disputan en Málaga la fase final, pero que derrotó con más apuros de los necesarios al alemán Oscar Otte por 7-6 (1) y 6-4. Dejó así en 1-1 la eliminatoria.
Empezó el canadiense inseguro su choque, conocedor de que no podía perder, y hasta el juego de desempate no logró inclinar la raqueta del número 65 del mundo, al que ya había ganado en una ocasión, este año en Florencia.
En el tie-break se mostró verdaderamente superior y así lo reflejó el 7-1 final. Ello no le hizo ganar en regularidad y solo en el séptimo juego rompió por primera vez el saque de Otte, que debutó esta temporada en la Davis y aún no ha ganado ni un partido en esta competición.
El canadiense confirmó el quiebre con grandes dificultades, pero ya cerró el partido con un juego en blanco en su siguiente servicio.
«Cualquier jugador en torno a los 50 primeros puede ser peligroso en un momento dado», comentó después, tras agradecer el apoyo de su equipo: «Yo estaba en la pista, pero era cosa de todos».
Nunca se habían enfrentado Alemania y Canadá en la Davis, que los germanos han ganado en tres ocasiones, la última en 1993, y los canadienses ninguna.
La ausencia por lesión de Alexander Zverev colocaba a los alemanes como el equipo con peores perspectivas en esta fase final, el único sin ningún jugador entre los 60 primeros del mundo.
Tras los partidos de este jueves, Australia contra Croacia, el viernes, e Italia contra Canadá, el sábado, serán las semifinales de la Davis 2022.
Australia, que eliminó a Países Bajos, aspira a su vigésimo noveno título. No alcanzaba las semifinales desde 2017 y no gana la Ensaladera desde 2003.
Croacia, equipo líder del ranking mundial de la Davis y responsable del adiós de España, es el vigente subcampeón y fue el ganador en 2018, el último año con el anterior formato de partidos alternativamente fuera y en casa. Tiene dos títulos.
Italia, que derrotó en cuartos a Estados Unidos, solo ha levantado una ensaladera, en 1976, y desde 2014 no juega las semifinales.
Canadá fue el último equipo que aseguró la clasificación ante Alemania.

Copa Davis: Shapovalov-Pospisil firman el triunfo de Canadá

Los alemanes Tim Puetz y Kevin Krawietz, invictos en la Davis y que sumaban ocho victorias seguidas como pareja, perdieron su condición inmaculada en el momento más inoportuno, en el punto decisivo de la eliminatoria de cuartos de final ante Canadá, equipo que se clasificó para semifinales con la victoria de Vasek Pospisil y Denis Shapovalov por 2-6, 6-3 y 6-3. El resultado supuso el 2-1 para el equipo de la hoja de arce, que nunca ha ganado la Davis y que el sábado se enfrentará a Italia por un puesto en la final. Shapovalov fue protagonista de la eliminatoria en lo bueno y en lo malo, primero al perder su partido individual ante Jan-Lennard Struff, un jugador peligroso en pista rápida, pero actualmente perdido en el puesto 152 de la clasificación (el canadiense está en el 18), y luego al ofrecer su mejor cara en los momentos decisivos del choque de dobles. En el partido decisivo, los canadienses cedieron dos veces el saque en el primer set, en el turno de Pospisil, aunque fueron los movimientos precipitados de Shapovalov en la red los que decantaron el resultado. La pareja norteamericana fue la primera que logró el 'break' en el segundo set, 3-1, sobre el servicio de Krawietz, cuando estaba a punto de cumplirse la hora de juego. Los alemanes tuvieron una única ocasión de recuperarlo, que no ratificaron. ¿Cómo se festeja el pase a las semifinales? 🇨🇦👉 Canadá lo sabe 😉#CopaDavis #byRakuten #Final8 I @TennisCanada pic.twitter.com/XyBwRAY0rG— Copa Davis (@CopaDavis) November 25, 2022 La victoria canadiense tomó forma definitiva con una nueva cesión del saque de Krawietz (2-1). Pero la dupla canadiense no se quedó ahí: con 5-3, un resto excepcional de Shapovalov propició un 0-40 que resultó irrecuperable para los hasta ese momento invictos alemanes. Antes, para abrir la eliminatoria, Struff dio a Alemania el primer punto al vencer a Shapovalov por 6-3, 4-6 y 7-6 (2). En una pista hecha a su medida por su superficie ultrarrápida, el germano aguantó los vaivenes de juego y de ánimo de su rival, que rompió una raqueta enojado por sus propios errores y soliviantó a la grada. En el desempate del tercero la iniciativa fue siempre de Struff, que firmó cuatro puntos seguidos y cerró el partido. Saltó luego a la cancha Felix Auger-Aliassime, el jugador con mejor ranking, 6º, de cuantos disputan en Málaga la fase final, pero que derrotó con más apuros de los necesarios al alemán Oscar Otte por 7-6 (1) y 6-4. Dejó así en 1-1 la eliminatoria. Empezó el canadiense inseguro su choque, conocedor de que no podía perder, y hasta el juego de desempate no logró inclinar la raqueta del número 65 del mundo, al que ya había ganado en una ocasión, este año en Florencia. En el tie-break se mostró verdaderamente superior y así lo reflejó el 7-1 final. Ello no le hizo ganar en regularidad y solo en el séptimo juego rompió por primera vez el saque de Otte, que debutó esta temporada en la Davis y aún no ha ganado ni un partido en esta competición. El canadiense confirmó el quiebre con grandes dificultades, pero ya cerró el partido con un juego en blanco en su siguiente servicio. "Cualquier jugador en torno a los 50 primeros puede ser peligroso en un momento dado", comentó después, tras agradecer el apoyo de su equipo: "Yo estaba en la pista, pero era cosa de todos". Nunca se habían enfrentado Alemania y Canadá en la Davis, que los germanos han ganado en tres ocasiones, la última en 1993, y los canadienses ninguna. La ausencia por lesión de Alexander Zverev colocaba a los alemanes como el equipo con peores perspectivas en esta fase final, el único sin ningún jugador entre los 60 primeros del mundo. Tras los partidos de este jueves, Australia contra Croacia, el viernes, e Italia contra Canadá, el sábado, serán las semifinales de la Davis 2022. Australia, que eliminó a Países Bajos, aspira a su vigésimo noveno título. No alcanzaba las semifinales desde 2017 y no gana la Ensaladera desde 2003. Croacia, equipo líder del ranking mundial de la Davis y responsable del adiós de España, es el vigente subcampeón y fue el ganador en 2018, el último año con el anterior formato de partidos alternativamente fuera y en casa. Tiene dos títulos. Italia, que derrotó en cuartos a Estados Unidos, solo ha levantado una ensaladera, en 1976, y desde 2014 no juega las semifinales. Canadá fue el último equipo que aseguró la clasificación ante Alemania.

[#item_full_content]

Deja una respuesta